Turquía

Detuvieron a una periodista por tuits en contra del presidente Erdogan

Estuvo varias horas detenida, y tras su liberación le prohibieron salir del país. Algunos de sus mensajes incluían el hashtag #fuckererdogan, y en otro calificaba de 'fraude' un discurso del mandatario.
domingo, 24 de abril de 2016 22:38
domingo, 24 de abril de 2016 22:38
"Libre, pero no puedo abandonar el país", escribió Umar en un mensaje en la red social Twitter después de comparecer ante un tribunal en Kusadasi, según informó la agencia de noticias EFE.
La columnista, de origen turco pero nacida en Holanda y que escribe para varios medios de comunicación, fue detenida por la policía el sábado a la madrugada, llevada a un hospital para un examen médico y trasladada a una comisaría.

 Desde allí y antes de entregar su teléfono envió un mensaje de texto a la web holandesa GeenStijl para informar a sus compañeros que había sido detenida "por mis tuits sobre Erdogan". Algunos de los mensajes de la periodistas incluían el hashtag #fuckererdogan, mientras que en otro calificaba de "fraude" un discurso del mandatario.

La detención se produjo después de la polémica suscitada en Rotterdam por un pedido del consulado general de Turquía a la comunidad turca residente en esa ciudad para que informen sobre los insultos en las redes sociales contra el presidente turco, una acción que la propia Ebru Umar denunció en la prensa.

El primer ministro holandés, Mark Rutte, informó este domingo que estuvo en contacto telefónico con Umar antes de que fuera detenida y aseguró que el ministro de Exteriores, Bert Koenders, se mantuvo "encima" del tema, así como la embajada en Ankara.

La detención de la columnista sucede pocos días después de una intensa polémica que mantiene en vilo a Berlín y Ankara, y que se centra en el proceso judicial abierto contra el humorista alemán Jan Bohmermann por difundir en televisión un poema satírico y presuntamente injurioso contra Erdogan.

Turquía alegó que el poema no sólo estaba dirigido contra Erdogan, sino contra todo el pueblo turco y, por lo tanto, solicitó formalmente a Alemania una acción penal en su contra. Inclusive el propio presidente turco presentó una demanda personal ante la Fiscalía, un reclamo al que la propia canciller Angela Merkel le dio lugar.

Los juicios por injuriar a Erdogan se multiplicaron en Turquía desde su reelección a la Presidencia en agosto de 2014. Actualmente hay cerca de 2.000 procesos judiciales abiertos contra artistas, periodistas o civiles.

Sin embargo, se trata de la primera vez que el mandatario turco logra imponer su visión sobre los límites a la libertad de expresión en territorio europeo.

Actualmente Alemania y Turquía trabajan codo a codo para frenar la llegada de refugiados de Medio Oriente y África a Europa. Fueron estos dos países los que impulsaron un acuerdo que incluye a toda la Unión Europa.

Fuente: Télam.

Comentarios