Buenos Aires

Estaba por irse a Cuba y murió a balazos: un ex detenido

Por el femicidio está imputado Sergio Fernández, a quien la familia de la víctima veía como a un miembro más, pero también dicen que estaba obsesionado con ella.
martes, 05 de marzo de 2019 11:34
martes, 05 de marzo de 2019 11:34

Carmen Luján fue hallada asesinada en su departamento del la localidad bonaerense de Caseros, que estaba cerrado con llave. Por el femicidio está imputado Sergio Fernández, a quien la familia de la víctima veía como a un miembro más, pero también dicen que estaba obsesionado con ella.

“Nunca tuvo intenciones de suicidarse, estaba todo preparado para irse a Cuba”, explicó a C5N María, hermana de la víctima de 30 años. “La amiga de mi hermana recibió un mensaje el día anterior de que se presentó en la casa a las 2 de la mañana y que estaba loco. No sabía de dónde saco la llave, en qué momento hizo la copia”, agregó.

“No había nada forzado, la puerta estaba cerrada con llave”, advirtió María y explicó que “sabía que iba a cuidar el departamento como cuando nosotros nos fuimos de vacaciones nos cuidó la casa, porque yo lo tenía como un hermano y mi papá como un hijo”.

“No puede ser que un suicida se pegue dos tiros en la cabeza y que el arma no esté”, rechazó. Cuando la familia entró al departamento el domingo se encontraron con las valijas listas para el viaje que iba a hacer el lunes.

“Cuando lo llamé no contestaba y él siempre está. Lo primero que dije, ‘fue él’”, reveló y contó que mientras los amigos le hicieron la despedida por el viaje Fernández “le hizo un planteo de celos”.

“Tenía mucho interés de que ella tuviera el camino libre. No lo veíamos como una obsesión sino como que estaba enamorado: se tatuó las iniciales y la fecha de nacimiento de mi hermana en la muñeca”, aportó.

Por su parte, la madre de la víctima sí abona a la idea de la obsesión: “Todos sacamos esa conclusión, no podés estar tan atento a ella a que se divorcie, de conseguirle casa”.

Fernández se entregó el domingo en Parque Patricios y tenía en su poder un revolver calibre 32 largo sin número de serie. Según la hermana de la víctima, él aseguró que ella se había suicidado con su propia arma delante de él.

"La coartada de él que es que asustó y se fue", explicó la madre de la chica a C5N sobre una de las hipótesis con las que buscó defenderse.

De acuerdo con lo que informaron fuentes del caso, el arma tenía seis cartuchos en el tambor, dos de los cuales habían sido percutados. El dato coincide con las heridas que presentaba la víctima.

Fuente: Minuto1

Comentarios