Historia

Joven sanjuanina atravesó el cáncer y hoy saca sonrisas a cientos de niños

Se llama Jimena Bazán, tiene 21 años y sueña con tener su propio espacio para asistir desde lo emocional a niños que cursan la dura enfermedad.
domingo, 15 de agosto de 2021 13:30
domingo, 15 de agosto de 2021 13:30

Cuando en la vida se transitan momentos difíciles, sobre todo relacionados a la salud, es difícil olvidar a quienes permanecen y ayudan incluso desde lo más mínimo. Así lo siente y lo piensa Jimena Bazán, una joven sanjuanina que a sus 15 años fue diagnosticada como paciente oncológica y parte de su lucha y superación estuvo anclada a quienes le llevaron momentos de alegría al hospital. 

 Hoy, habiendo transitado la enfermedad, sabe muy bien lo que se necesita para salir adelante y cree que la alegría es uno de los pilares fundamentales. Por eso, para este Día de las Infancias, organizó una celebración cuidada y con protocolos junto a su familia y amigos, se vistió de heroína de la vida para llevar risas y juegos a pequeños sanjuaninos que hoy cursan el cáncer. 

"Yo tuve linfoma de Hodking grado 4, me lo diagnosticaron cuando tenía 15 años, estuve muy grave y me costó mucho salir y si no fuera por mi familia, amigos, y chicas que iban al hospital a donar juguetes y golosinas , sacándonos sonrisas cuando estábamos tan mal, no hubiese salido tan fácilmente. Cuando terminé mi tratamiento dije que iba a hacer lo mismo que hacían aquellos chicos y hoy para mi esto es un sueño cumplido", aseguró la joven, aún con emoción, a Diario La Provincia SJ. 

Para el proyecto reunió a sus amigos quienes en la piel de diferentes superhéroes sorprendieron a los más chiquitos y llenaron de alegría el momento. La intervención tuvo lugar en la inauguración de la nueva casa de la Ley Oncopediátrica, en Rawson donde grandes y chicos disfrutaron al máximo. 

"Sacando sonrisas" es el proyecto que la joven lleva a cabo desde 2019, aunque en 2020 no lo logró hacer por el impacto de la pandemia. Por eso este año los festejos valieron por dos. "Haber salido de algo tan grave y ahora poder sacar sonrisas a los más pequeños que están en la misma situación que atravesé yo, es algo que me llena de felicidad. Espero poder cumplirlo todos los años no sólo para este día. Espero algún día poder tener una fundación que ayude a cada paciente oncológico y con hemofilia y que esto crezca más, que haya gente que conozca y ayude más. Ser paciente oncológico es muy difícil porque una vez que salís del tratamiento no termina todo ahí, ves a tus amigos fallecer y es muy difícil", agregó sobre su experiencia. 

Actualmente Jimena es modelo y toma esa profesión también para concientizar sobre la enfermedad. Ella continúa con tratamiento de control y espera con ansias el alta definitiva para "dejar de sufrir". "Cada abrazo que me daban y cada sonrisa que me sacaban, me llenaba el alma. Ver a mis amigos que se coparon en esto, mi mamá que estuvo desde el día 1, fue hermoso. Si no fuese por mi mamá no hubiese podido realizar nada de esto, es una súper mamá. Ella fue más guerrera que yo porque estuvo todos los días conmigo apoyándome y ayudándome a salir adelante", reveló con lágrimas en los ojos. 

Contó que después de salir del tratamiento decidió cumplir cada uno de sus sueños y gracias a esa decisión su nueva vida le regaló momentos que jamás olvidará. Uno de ellos los vivió el mismo día del festejo, cuando se reencontró con un pequeño de 6 años que ella había conocido de bebé ya que años atrás a ambos los internaron juntos. 

"Quiero demostrar que sí se puede, sé que soy una motivación para muchos pacientes y a través de sus redes sociales sigo ayudando. Cada año que puedo realizar el proyecto es otra vez cumplir un sueño", cerró la joven. 

 

Galería de fotos

Comentarios