Relato

"Con el arma en la cabeza me dijo ´dame la plata´", el crudo relato de un sanjuanino

Alejandro López abrió su negocio hace apenas dos meses para sobrevivir a la pandemia. Esta semana le robaron la recaudación y lo lo amenazaron de muerte.
sábado, 22 de agosto de 2020 11:30
sábado, 22 de agosto de 2020 11:30

A raíz de la pandemia por coronavirus, muchos fueron los argentinos que debieron reinventarse para sobrevivir a la difícil situación económica que el aislamiento provoca. Fue así que el sanjuanino Alejandro López inició con su primer local comercial después de dedicarse toda la vida al servicio de música y sonido en fiestas. Sin embargo, en los últimos días vivió un crudo momento. 

El pasado jueves, cerca de las 20:30 se encontraba atendiendo con su amigo y socio, cuando malvivientes ingresaron al local y a punta de pistola les robaron la recaudación del día. 

"Estaba atendiendo a un cliente y vi a un hombre con pasamontaña pero no me extrañó porque en este momento andamos todos tapados con cubreboca. Cuando entró sacó el arma y nos apuntó todo el tiempo. Nos decía que si no le daba plata "me quemaba", yo le señalaba dónde estaba la caja y parece que no la veía entonces me puso el arma en la cabeza y me dijo "no te hagas el vivo, dame la plata"", contó Alejandro, aún conmovido a Diario La Provincia SJ. 

El local de Alejandro está ubicado en calle Hipólito Irigoyen y Juana Manso, en Capital. Fue por eso que tras el hecho radicaron la denuncia en Comisaría 4°. 

"Todo el tiempo lo noté muy nervioso, le temblaba la mano, eso me daba miedo, que se le escapara un tiro. Sacó toda la plata de la caja y después nos pidió los celulares y se fue. Nos dijo que no saliéramos. Esperamos y vimos que salió para el lado de calle San Miguel, se subió a un auto Fiat Uno blanco y se fueron", relató. 

Inmediatamente personal policial comenzó a actuar en la investigación y los jóvenes recibieron la ayuda de amigos, familiares y clientes de la zona, de quienes asegura "me compran cosas que no necesitan para ayudarnos con las ventas. Eso les agradezco de corazón". 

"Por suerte con la nueva disposición provincial, vamos a trabajar en un lapso más corto de tiempo, pero es difícil. Empezamos vendiendo verduras, después le agregamos mercadería y ahora incorporamos la venta de fiambres, es muchísimo el esfuerzo que hacemos", agregó Alejandro. 

En este marco, agradece que sólo le llevaron el celular y aproximadamente $15.000 de recaudación de ese día. "Hay muchos negocios por acá, pedimos más seguridad para poder seguir", finalizó. 

Comentarios

Otras Noticias