Preocupación

Postergaron la admisión de Nacho en el hospital Garrahan y crece la angustia en su familia

El pequeño que padece un complejo cuadro neurológico está internado en el Hospital Rawson. Se gestionó la derivación al nosocomio de Buenos Aires pero no hay camas. Le harán nuevos estudios.
jueves, 07 de febrero de 2019 17:20
jueves, 07 de febrero de 2019 17:20

El pequeño Ignacio "Nacho" Muñoz la sigue peleando y este jueves, su familia recibió una noticia que no esperaba. Desde el Hospital Garrahan, donde se gestionó una derivación, confirmaron que aún no pueden recibirlo por falta de camas y por considerar que se lo contiene de manera correcta en San Juan. Sin embargo, su mamá Marcela Trigo expresó que necesitan que sea ingresado a un centro de mayor complejidad ya que en nuestra provincia no hay un tratamiento adecuado para el complejo cuadro del nene de 3 años y medio.

Nacho, el pasado 30 de agosto, padeció una convulsión pasiva cuando jugaba a la pelota con sus tíos. Nunca se recuperó bien desde ese episodio y las complicaciones derivaron en un complicado cuadro. Un tremendo dolor de cabeza con vómitos violentos lo dejaron internado en el Hospital Rawson y empezó un duro camino, desde octubre pasado. Al pequeño le diagnosticaron encefalitis subaguda hemorrágica, cuyas complicaciones desencadenaron una hidrocefalia, que a su vez, tiene sus agravantes. 

"No aceptaron a Nacho en el Garrahan porque dicen que se han hecho acá todos los estudios correctos y que por el momento no tienen camas. Les han pedido (a los médicos) que manden la biopsia y otros análisis y liquido raquideo para analizarlo un poco más y ver si el patólogo encuentra otra cosa", expresó Marcela, a Diario La Provincia.

La mamá está desesperada porque quiere buscar otra opción para dar con el mejor tratamiento. "Si no me quedara otra, lo llevaría por mis propios medios y pagar lo que tenga que pagar y que me lo atiendan allá. Irme a instalar hasta que les de un poquito de consideración y quieran atenderme. Haré todo lo que sea hasta el final por mi hijo. Iré a todas las provincias que tenga que ir. No me queda otra", señaló angustiada.

"Solo quiero que me digan realmente qué le pasó; por qué quedó así. Qué fue bien lo que le ocasionó todo esto. Es un dolor inmenso saber que ni siquiera a futuro les han dicho de recibirlo (en el Garrahan). La verdad no se entiende por qué tanto protocolo para recibir un niño como Nacho que día a día tiene que ser pinchado. Recibe más de 11 medicaciones. Lucha y la pelea todos los días. Solo pido saber qué futuro le deparará o qué fue lo causante", sentenció.

En tanto, el pequeño sigue siendo asistido en el Hospital Rawson. Se hizo venta de pollos, rifas y particulares llevaron donaciones de pañales y dinero a la familia que está dedicada por completo al pequeño.

Un duro caso

"Me dijeron que lamentablemente acá no se puede hacer más nada; que no le van a abrir la cabeza de nuevo excepto que se le deba cambiar una válvula. También se contagió virus en la Terapia y ha tenido infecciones por un virus del síndrome de Epstein- Barr. Tiene su cabecita con lesiones por ese síndrome", destacó Marcela anteriormente a este diario. 

El pequeño solo quiere dormir, retomó el uso de pañales por falta de control de esfínteres, se volvió muy dependiente de su mamá que tuvo que dejar de trabajar.

Marcela Trigo está dedicada a pleno junto a él y tiene dos hijos que también la necesitan. "Mi familia me ayuda con todo lo que puede pero tenemos muchos gastos en consultas, medicamentos y aunque no quería pedir ayuda, la necesito mucho. No solo tenemos que llevar recursos económicos para estar en Buenos Aires sino que deberíamos mudarmos a otro lugar porque donde vivimos no está apto para la internación domiciliaria. Si sigue en el Hospital, está expuesto a más virus y es peligroso para él".

Para colaborar con Marcela, pueden comunicarse al 264 4838101.

Comentarios