Obras

Fue policía y enfermero, murió de cáncer y en su nombre inauguraron un paseo en Rivadavia

El paseo que lleva su nombre está ubicado en avenida Ignacio de la Roza y calle Comercio, en La Bebida, Rivadavia, de donde él era oriundo.
martes, 01 de octubre de 2019 00:00
martes, 01 de octubre de 2019 00:00

Servicial. Así se lo recuerda a Juan Alberto Tejada, el vecino de La Bebida que murió en noviembre del año pasado tras luchar contra una enfermedad. Fue padre de cuatro hijas y trabajó como policía y como enfermero. Su legado es el que impulsó a que este lunes un paseo comercial fuera inaugurado con su nombre.

"Era un hombre muy servicial con toda la gente. No le importaba el horario que lo despertaran para poner un suero o inyección, él se levantaba e iba", comenzó recordando su mamá, Juana Aguilera, a Diario La Provincia SJ. Ella tuvo cuatro hijos pero la vida se llevó dos. Juan Alberto tenía 50 años de edad cuando falleció y el dolor de su partida no se remedia, pero sí se hace llevadera con pequeños gestos como éste, la inauguración de un paseo con su nombre.

Al ver el lugar y recordar algunas de sus últimas palabras, su familia no le escapa a la tristeza que por momentos termina con sentimientos encontrados. Su esposa, Claudia Aballay aún escucha en su memoria las palabras que él le dirigió antes de morir. "Me dijo que cuidara mucho a sus hijas, que él iba a estar bien, que se iba porque Dios lo había llamado", expresó la mujer con quien pasó 31 años de casados y con quien tuvo cuatro hijas.

Juan padeció durante siete meses el cáncer de páncreas. Se sometió a quimioterapias y dos operaciones pero no logró salir adelante. "Fue un hombre muy inteligente, muy atento con todo el mundo y una persona siempre al servicio de los demás. Hoy sentimos que está acá", señaló su familia.

El paseo que lleva su nombre está ubicado en avenida Ignacio de la Roza y calle Comercio, en La Bebida, Rivadavia, de donde él era oriundo. Allí el intendente Fabián Martín inauguró en la noche de este lunes el paseo que cuenta con 300 metros de vereda, iluminación led y hasta aparatos para hacer gimnasia.

"Esto lo pedía hace tiempo los vecinos porque sino caminaban por la calle. Acá pueden hacer prácticas deportivas sobre calle Comercio y luego sobre avenida Ignacio de la Roza funciona la feria con productores de la zona. Ya hay 60 personas que los sábados y domingos venden cosas acá. Es un doble efecto. Es una obra que le hace bien a la comunidad, porque es un paseo saludable con aparatos para la práctica deportivo, y a su vez promueve el comercio", indicó el jefe comunal.

El paseo contó con una inversión de 1.800.000 pesos, financiado en un 70% por fondos municipales y el resto por el Ministerio de Salud de la Nación, a través del programa Municipios Saludables. 

 

Comentarios