Cuidar el agua

Quieren colocar de 4 mil a 5 mil medidores más en el Gran San Juan

A principios del 2014 se instalaron cuatro mil medidores en distintas viviendas de Capital. Ahora quieren colocar entre esa cantidad y cinco mil en el Gran San Juan, para el 2016.
lunes, 21 de diciembre de 2015 13:00
lunes, 21 de diciembre de 2015 13:00

Controlar y cuidar el recurso natural más importante del ser humano: el agua. Por eso, desde Obras Sanitarias Sociedad del Estado ya analizan ampliar la cantidad de medidores en San Juan. A principios del 2014 se instalaron cuatro mil medidores en distintas viviendas de Capital. Ahora quieren colocar entre esa cantidad y cinco mil en el Gran San Juan, para el 2016.

Así lo aseguró el día de su asunción el flamante presidente de OSSE, Sergio Fabián Ruíz, quien indicó que los medidores serán repartidos de forma equitativa y con el fin de poder controlar el uso responsable del agua pero además crear conciencia del empleo que se le da. Los aparatos se colocarán en los próximos meses en viviendas elegidas de acuerdo a un meticuloso estudio y la primera etapa será para que el dueño de la vivienda conozca cuánto gasta y luego de un periodo de prueba vendrá la etapa de cobro.

La experiencia del 2015 
A principios del 2014, se instalaron 4 mil medidores en distintas viviendas del Gran San Juan. En los primeros meses, éstos registraron el uso desmedido de muchos sanjuaninos que, pese a los pedidos oficiales para el uso controlado, no era racional. A un año de esa implementación, la mayoría de los que ya cuentan con éste cuidan el agua.
 
En su momento, Cristian Andino, ex titular de Osse, señaló que "cuando instalamos los 4 mil, solo el 25% estaba dentro del uso normal y racional. Se realizó un periodo de formación y educación en el uso y se hicieron las pruebas testigos con boletas que marcaban el verdadero consumo. Eso impulsó el uso racional y hoy ese 25% ya subió a 65%". 
 
Uso racional
El uso racional implica que se puede consumir 30 metros cúbicos de agua por vivienda. En un principio, en algunas casas de San Juan este monto se llegaba a duplicar al momento de controlar con el medidor. 

Según, la Fundación Argentina del Medio Ambiente (Fundama), en la Argentina el consumo promedio en las grandes ciudades es de unos 200 a 300 litros por día por persona. En las zonas residenciales aumenta hasta los 500, y en algunos countries y barrios cerrados alcanza los 700 litros diarios. En cambio, en las áreas rurales, una persona puede vivir bien con unos 80 litros por día. 

También se derrocha agua potable cuando se contamina. De acuerdo a lo que explicó Héctor J. Bibiloni, presidente de Fundama en La Nación, si uno lava los platos con la canilla abierta todo el tiempo, usa agua de sobra y el desagüe de la casa termina en algún río, con los detergentes, limpiadores y desinfectantes que se utilizan se contaminan miles de litros más. "La pastillita azul que ponemos en los inodoros tiene venenos potentísimos que actúan en el medio acuático con el efecto de una bomba. También descuidamos el agua cuando la inutilizamos para que otros después no puedan usarla", agrega.
 
Para saber cómo no derrochar

- Para tomar agua en la casa o el trabajo, mejor usar un solo vaso durante todo el día. De esta forma se reduce la cantidad de vasos para lavar.

- Cubrir la pileta para reducir el nivel de evaporación.

- No usar agua potable para descongelar los alimentos.

- Revisar el estado de las cañerías. Controlar las posibles pérdidas en el baño, la cocina y el tanque de agua

- Cuidar el agua al realizar las tareas de riego, llenado de piletas y lavado de autos.

- Cuando uno se va de vacaciones no olvidarse de cerrar la llave de paso.

- No tirar residuos contaminantes en los cursos de agua.

 

Comentarios