Voley solidario

FundaME necesita una casa propia y Rodrigo Quiroga donó una camiseta para subastar

El jugador internacional contribuyó con una prensa que usó en la World League y se la quedará quien haga la mejor oferta a través de Mercado Libre. Enterate cómo contribuir a esta noble causa.
martes, 03 de diciembre de 2013 18:38
martes, 03 de diciembre de 2013 18:38
Un deportista sanjuanino se sumó a una causa solidaria que se trata nada más y nada menos que de compra de una casa propia para la Fundación Marina Echenique para los niños con cáncer, HIV y hemofilia. Se trata del jugador de voley Rodrigo Quiroga que donó una camiseta que será subastada on line a través de una plataforma virtual, el próximo 9 de diciembre.
 
La camiseta autografiada del sanjuanino,  jugador de la Selección Argentina y del Moda Maringá de la Super Liga de Brasil, es el primero en sumarse a esta iniciativa que busca recaudar fondos para adquirir la casa donde se podrá albergar a pacientes oncológicos de los departamentos alejados de Capital. Además esa sede funcionará como casa central de la organización, se dictarán talleres, ayuda psicológica, reuniones de voluntarios, entre algunas de las muchas tareas que realiza FundaME, según informó su área de prensa.

La subasta será realizada por medio de la plataforma de MercadoLibre donde FundaMe no deberá abonar comisiones ya que está incluida en el programa MercadoSolidario. El enlace de la subasta (que será activado el 9 de diciembre a las 9) es el siguiente: http://articulo.mercadolibre.com.ar/MLA-486015735-camiseta-rodrigo-quiroga-seleccion-argentina-voley-_JM.
 
Rodrigo Quiroga se sumó a esta iniciativa con la donación de una de sus camisetas empleadas en una World League y está dedicada con un mensaje relativo al sueño que tiene la organización que ayuda y asiste a niños oncológicos. 

La sede de Fundame está ubicada en calle Rivadavia 1437 (E) en Santa Lucía, y está destinada para el hospedaje de niños con un familiar que provienen de departamentos o zonas alejadas de la provincia y que por el tratamiento, distancia y demás requieran la cercanía al hospital.
 
La casa cuenta con todos los servicios, agua, gas natural, tiene espacios para recreación, también en ella se realizan las reuniones de voluntarios, taller de madera, en este momento  funcionando con mucho éxito, con la participación de los chicos oncológicos con sus familias,  produciendo artículos en madera y compartiendo entre amigos y familia.

La  vivienda, actualmente es alquilada,  el gran objetivo de FUNDAME  es la compra la misma, ya que se encuentra cerca de la terminal de ómnibus  y del hospital, sus instalaciones permitirían la construcción de 2 o 3 monoambientes destinados al hospedaje exclusivo de los pacientes pediátricos oncológicos de bajos recursos y de zonas alejadas.

Comentarios