Caucete

Los niños preguntaron por sus padres y estos aún no fueron a visitarlos

Desde el Ministerio de Desarrollo Humano esperan que los padres se hagan presente por la Dirección de la Niñez para ser entrevistado y así puedan ver a sus niños. Ya pasaron 15 días sin que ellos tuvieran contacto con sus hijos.
jueves, 07 de noviembre de 2013 07:08
jueves, 07 de noviembre de 2013 07:08

El caso sorprendió a todos. Tres niños fueron rescatados por el ministerio de Desarrollo Humano tras la denuncia de un vecino que los vio deambular con su madre por unos parrales en Caucete. Los pequeños de 11 meses, 2 y 4 años no sólo estaban sucios y golpeados sino que además presentaban heridas en su piel. A quince días de aquel hecho, los pequeños recuperaron de a poco su salud y preguntaron por sus padres aunque estos no se hicieron presentes para saber cual es su estado.

Según lo señalado desde la Dirección de la Niñez, los pequeños se encuentran en buen estado, ya sanaron sus heridas y están con apoyo de profesionales para no sentir el abandono. En el Hogar de Tránsito en el que están se adaptaron satisfactoriamente pero igual esperan que sus padres los visiten.

Por su parte, los progenitores no se hicieron presentes en aquel lugar ni quisieron interiorizarse aún de cual es el estado por el que atraviesan los niños. Para poder llegar hasta allá, antes ambos padres deberán acercarse por la Dirección de la Niñez para recibir asesoramiento y ser entrevistados por profesionales que determinarán el momento si es el momento adecuado.

 

Lorena Molina (29) y Carlos Riveros (26) son los padres de los niños y quedaron en libertad el 29 de octubre pasado, después de que no se les encontraba motivos para seguir reteniendolos tras las rejas. Ambos habían quedado detenidos tras quedar en evidencia el mal estado en el que vivían sus hijos. La libertad de los padres fue otorgada después de que se abstuvieron de declarar y sin la existencia de pruebas directas que los incrimine. Además no poseen antecedentes con los cuales su situación se descomprime.
 
Sobre ellos pesa el delito de lesiones leves agravadas por el vínculo, con lo cual seguirán a disposición de la jueza Mónica Lucero. Por su parte, el juez Jorge Toro es quien está a cargo del futuro de los menores.

 

Comentarios