Negociación

Presos federales: el gobierno de San Juan negocia con la Nación y propone una alternativa

A nivel provincial, se propuso dos alternativas para mantener el convenio con la Nación por los presos federales. En este escenario ya vinieron dos delegaciones para analizar el contexto del tratado que ya fue rescindido.

Inversión y pago a tiempo. Ésas fueron dos de las condiciones que el Gobierno de San Juan puso al de Nación en materia de la disputa que mantienen por los presos en el Servicio Penitenciario provincial bajo condenas federales. A mediados de julio, la Provincia dio de baja al contrato y a partir de ahí se inició una dura negociación que implicó la visita, en dos ocasiones, de delegaciones nacionales a la provincia para tratar el tema.

Los primeros en venir fueron el director del Servicio Penitenciario Nacional, Emilio Blanco, y el Subsecretario de Asuntos Penitenciarios y Relaciones con el Poder Judicial y la Comunidad Académica, Juan Bautista Mahiques. "Vinieron para ver qué posibilidades había de renovar el convenio. Le pusimos varias condiciones como inversión y pago a tiempo, básicamente. A la otra semana vinieron los técnicos del Servicio Penitenciario y la primera propuesta fue cederles una parte del Penal de Chimbas para que ellos construyan un alojamiento para 200 internos y que se hagan cargo con personal del Servicio Penitenciario Nacional de los presos federales", explicó el ministro en rueda de prensa.

Otra de las propuestas que hizo la provincia a nación fue que empiecen a construir un nuevo pabellón en el Servicio Penitenciario que se ubica en Chimbas o que inviertan en un sector en el nuevo penal que se levantará en Ullum para que allí se alojen a los presos federales. 

Nación le debe a San Juan 47 millones de pesos en concepto de presos con condenas por delitos federales que se mantienen desde el 2016. A partir de esto, la provincia decidió rescindir el contrato para así no seguir alojando a los detenidos federales en los pabellones locales. La vigencia del convenio vence el 20 de octubre y el siguiente paso será establecer cupos, montos y tiempos de pago.

"Ellos tienen un cupo establecido de 50 personas pero nunca 229 como pasa ahora. A  la provincia le genera un costo alto, el cual Nación le paga la mitad y con 2 años de tardanza. Lo que pedimos es 'o se llevan los presos o hacen un convenio con pautas que puedan cumplir'", agregó Baistrocchi.

En este proceso, comenzaron a trasladar a Buenos Aires a algunos detenidos por delitos federales vinculados a la comercialización de droga. Los primeros trasladados fueron el "Chato" Camargo y Cristian Sánchez, ambos presos por encabezar una red de narcotráfico en la zona de Cuyo.

 

Comentarios