Tras la fuga de Olivera y de Marchi

Sospechan de una red de financiamiento que apoya a los represores fugados

El ministerio de defensa decidió investigar los recursos económicos de los condenados por delitos de lesa humanidad. Las autoridades quieren saber quienes ayudan con recursos a los militares condenados.
jueves, 01 de agosto de 2013 13:23
jueves, 01 de agosto de 2013 13:23

"Pueden existir redes de financiamiento para los represores". Con estas palabras, Agustín Rossi, al frente del ministerio  de Defensa aseguró que esta hipótesis suena muy fuerte a partir de el congelamiento de los fondos de los ex represores fugados la semana pasada: jorge Olivera y Gustavo De Marchi.

"Este es un expediente que existia en el ministerio de Defensa. Alertados de que Olivera actuaba contra el ministerio de Defensa con manejo de haberes nos pusimos a actuar. La mirada cambia a partir de que Olivera es condenado y luego se fuga. Esa informción tiene una relevancia y una mirada redireccionada a partir de este hecho. Todo nació porque nos llegó la información de que Olivera actuaba en el ministerio de Defensa y buscamos en los informes. Con esos datos nos dirigimes a la AFIP y al Ministerio de Justicia para que dispongan los pasos a seguir", señaló Rossi quien aseguró que sin fondos una persona que esté prófuga no puede estar más de 48 horas sin apoyo.

De acuerdo a lo publicado por Minutouno, el Gobierno sospecha que un fideicomiso armado por Jorge Olivera, uno de los dos condenados por delitos de lesa humanidad que se fugaron la semana pasada del Hospital Militar, financia a otros represores prófugos.

Con el objetivo de constatar esa sospecha y, en ese caso, determinar con precisión el alcance de la maniobra, el Gobierno se presentará en la Justicia federal para ampliar la denuncia que el viernes pasado radicó el director del Servicio Penitenciario Federal, Víctor Hortel, para que se investigue el plan que permitió la fuga de Olivera y de Gustavo De Marchi del centro de salud militar ubicado en el barrio porteño de Belgrano.

La medida fue anunciada este mediodía por el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Julio Alak; su par de Defensa, Agustín Rossi, y el presidente de la Unidad de Información Financiera (UIF), José Sbattella.

Los funcionarios informaron que en la actualidad son 60 los represores que están prófugos de la Justicia. "A nadie escapa que una persona no puede permanecer más de dos días evadida sin apoyo financiero", señaló Alak.

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios