Investigación

La justicia rastrilló la zona donde apareció el cuerpo y encontraron manchas que podrían ser de sangre

Este miércoles en la mañana, personal de Criminalística encontró manchas que podrían ser de sangre y rocas y ropa. Se hizo un hisopado y será analizado para ver qué es y a quién pertenece.
miércoles, 17 de julio de 2019 16:42
miércoles, 17 de julio de 2019 16:42

Este miércoles, y después de que en la noche del martes personal policial encontrara un cadáver calcinado en una fosa, personal de Criminalística en conjunto con la Justicia Provincial se hizo presente en el lugar para hacer una profunda inspección ocular. 

Con la presencia del juez Marín Herida Zaldo, del Cuarto Juzgado de Instrucción, se hizo toda un rastrillaje en la zona desde donde se habría dado la disputa por la presunta infidelidad hasta donde apareció el cuerpo, lo que implicó una distancia de 600 metros. Dicha zona se perimetró y con GPS y brújulas digitales no solo se midió entre ambos puntos sino también con la distancia a la vivienda donde residían.

Según fuentes judiciales, en el recorrido, que contó con la división canes, se encontró ropa y piedras con aparentes manchas sobre las que se hizo un sopado para luego poder establecer si se era de sangre.

Ahora se trata de establecer si hay alguna vinculación directa entre esto y el cuerpo hallado. Las pericias forenses buscan identificar si el tejido blando es compatible con el ADN de la joven Brenda Requena y sus piezas dentarias.

Si llegaran a dar positivos los indicios y coinciden el esposo de la joven Diego Álvarez, único detenido, podría quedar imputado por homicidio.

Comentarios