Judicial

Mamá de la nena abusada: "la nena contó que recibía amenazas de parte de él"

La nena de 12 años era abusada desde los 9 años, mientras la madre estaba trabajando. La nena contó el calvario en ANIVI.
martes, 21 de mayo de 2019 08:31
martes, 21 de mayo de 2019 08:31

Un caso conmocionó a la comunidad de Valle Fértil y se convirtió en el impulsor de que las mujeres salgan a las calles en el departamento para pedir que no haya más abuso de menores. Una nena de 12 años de edad era objeto de abusos y violaciones desde que tenía 9 años. La nena, cuya identidad se preserva por ser menor, no se había animado a contarle a su mamá lo que sufría porque el hombre la amenazaba con que mataría a sus hermanitos e incluso a su propia madre.

"El lunes 22 de abril mi hija se quebró y me contó sobre el abuso. Ella creía que en el ANIVI hay un detector de mentiras y que antes de que me enterara por el ANIVI, quería ella que me enterara por su propia boca. Entonces me llama llorando a la noche y me cuenta que él había abusado de ella", comenzó relatando Laura, mamá de la nena, en radio Sarmiento. 

La mujer, que pasaba gran parte del día trabajando porque su pareja no conseguía empleo, no imaginó lo que pasaba en su casa cuando ella no estaba. La nena le contó que el horror comenzó a vivirlo desde la segunda noche que él entró a convivir con ella, o sea desde hace tres años.

"Mi hija nunca mostró nada. Se mostraba todo normal", lamentó la mujer con dolor y culpa por no haber prestado más atención a lo que pasaba con su hija mayor. Además de esta nena, tiene dos hijos más, un varón de 8 y otro de 4 que no fueron abusados pero sí sufrieron maltratos físicos, al límite que uno terminó hospitalizado. 

"La nena contó que recibía amenazas de parte de él, que la amenazaba con la vida de los otros niños y la mía. Ella se quebró, lloró y me dijo que no nos merecíamos pasar por algo así. En su momento priorizó la vida de sus hermanos y mía, antes de la de ella",  contó la madre de la nena sin poder creer aún lo que recibió de boca de su hija.

Toda la confesión se dio mientras la mujer tenía internado a uno de sus hijos varones, producto de la golpiza del hombre. Fueron precisamente los profesionales de Niñez y Adolescencia, que tras un diálogo con el nene, supieron lo que pasaba y radicaron la denuncia no solo de violencia sino de abuso contra el padrastro.

"Una vez que pasa esto yo le pido a una de las psicólogas más contactos con el hermanito internado y en una de las sesiones nos contó que él había visto cuando él desnudaba a la nena. El niño de 4 años nunca nos dijo qué pasaba en casa", agregó.

"Yo no estaba mucho tiempo en casa porque trabajaba y el resto del tiempo no los veía porque los niños estaban en la escuela", señaló la mujer y luego agregó: "me siento demasiado culpable, tendría que haber estado mucho más pendiente de mis hijos. Ojala que el tipo se pudra, que pague todo el daño que hizo. Es súper difícil sacar esas cosas de la cabeza de mi hija. A ella le quedará algo por dentro que jamas podré sacar. Más allá que se lo saque con psicólogo es un daño muy grande. Me arrepiento toda la vida de haberlo conocido", finalizó.

El hombre tiene 28 años de edad, es oriundo de Valle Fértil y primero trabajaba en una mueblería pero quedó sin trabajo hace unos años y se dedicó a hacer changas. Según los dichos de la madre de la nena, él siempre "fue cariñoso con los tres niños" y nunca imaginó que había un demonio detrás de él. 

 

Comentarios

Otras Noticias