Tribunales

Con un fuerte reclamo de justicia, comenzó el juicio por el femicidio de Talía

El juicio será a puertas cerradas en el Primer Juzgado Penal de la Niñez y Adolescencia y Ángel Morales es el único acusado.
lunes, 18 de febrero de 2019 19:08
lunes, 18 de febrero de 2019 19:08

Con familiares, amigos e integrantes de agrupaciones sociales apostados afuera del Primer Juzgado Penal de la Niñez y Adolescencia, comenzó el juicio por el femicidio de la joven Talía Recabarren que tiene como único acusado a Ángel Morales.

Anabela Recabarren junto a su hija desplegaron banderas pidiendo justicia y que se condene a Morales y también a tres presuntas personas que habrían participado en el hecho pero que no fueron detenidas.

El juicio será a puertas cerradas para el público ya que así lo determina el artículo 439, último párrafo, Ley 754-O, que es el Código Procesal Penal vigente en la Provincia de San Juan, donde dice: “En el proceso seguido contra personas menores de 18 años de edad, el debate se realizará a puertas cerradas, bajo pena de nulidad”, destacaron desde el Poder Judicial.

En el desarrollo del juicio, el imputado Ángel Morales, tiene que estar siempre. Pero tiene la posibilidad de hacerlo en una sala contigua siguiendo el debate y las testimoniales, siempre y cuando su abogado defensor esté presente físicamente en la audiencia.

El primer día comenzará con la lectura del requerimiento fiscal. Luego el imputado puede ejercer nuevamente su derecho a prestar declaración, puede abstenerse o hacerlo en cualquier momento durante el juicio. En tanto, está previsto que en la primera audiencia el Juez pida la asistencia de psicólogas del gabinete para brindarle contención a la madre de Talía, para el caso que fuera necesario. Si bien eso no está previsto en el Código Procesal, es una facultad que el Juez puede ejercer.

El juicio contra Ángel Morales está caratulado como “homicidio Artículo 80, agravado por el Inciso 1”. Es cuando es “en perjuicio de su ascendiente, descendiente, cónyuge, ex cónyuge, o a la persona con quien mantiene o ha mantenido una relación de pareja, mediare o no convivencia”, según el Código Penal Argentino.

Ángel Morales tenía 17 años al momento del hecho (junio de 2016), por lo que legalmente, a pesar de ser mayor actualmente, se lo juzgará como a un menor de edad. En base al artículo 490 del Código Procesal Penal, el fiscal no podrá pedir aplicar la pena de prisión perpetua. Por lo tanto, el Juez no podrá aplicar esa pena.

Galería de fotos

Comentarios

Otras Noticias