Judicial

Juicio de Talía Recabarren: al imputado lo juzgarán como si fuera menor de edad

Si bien Ángel Morales es mayor de edad, al momento de ocurrido el asesinato tenía tan sólo 17 años. En la nota los detalles del juicio.
viernes, 15 de febrero de 2019 19:50
viernes, 15 de febrero de 2019 19:50

El próximo lunes 18 de febrero comenzará el juicio por el femicidio de la joven Talía Recabarren, que habría sido asesinada por un joven en un presunto juego sexual. Su cuerpo apareció abandonado en una finca en el departamento Zonda.

El juicio contra Ángel Morales está caratulado como “homicidio Artículo 80, agravado por el Inciso 1”. Es cuando es “en perjuicio de su ascendiente, descendiente, cónyuge, ex cónyuge, o a la persona con quien mantiene o ha mantenido una relación de pareja, mediare o no convivencia”, según el Código Penal Argentino.

Ángel Morales tenía 17 años al momento del hecho (junio de 2016), por lo que legalmente, a pesar de ser mayor actualmente, se lo juzgará como a un menor de edad. En base al artículo 490 del Código Procesal Penal, el fiscal no podrá pedir aplicar la pena de prisión perpetua. Por lo tanto, el Juez no podrá aplicar esa pena.

El juicio estará a cargo del juez Jorge Toro, titular del Primer Juzgado Penal de la Niñez y Adolescencia, junto con el fiscal Adolfo Díaz, fiscal Penal N.º 1 de la Niñez y Adolescencia; la defensora Mariela López, Defensora Oficial N.º 1 Penal de la Niñez y Adolescencia; y la asesora de Menores, María Soledad Medina, titular de la Asesoría Oficial Nº 1.

El proceso empezará el lunes 18 de febrero de 2019, a las 17 horas, en la sede del Primer Juzgado Penal de la Niñez y Adolescencia, ubicado en Mitre 349 Este, Capital, y será a puertas cerradas para el público. Es así debido que se trata de un proceso seguido contra personas menores de 18 años de edad.

En el desarrollo del juicio, el imputado Ángel Morales, tendrá que estar siempre, teniendo la posibilidad de hacerlo en una sala contigua siguiendo el debate y las testimoniales, siempre y cuando su abogado defensor esté presente físicamente en la audiencia.

El primer día comenzará con la lectura del requerimiento fiscal. Luego el imputado podrá ejercer nuevamente su derecho a prestar declaración, podrá abstenerse o hacerlo en cualquier momento durante el juicio.

El segundo día comenzará con la declaración de la madre de Talía, la señora Anabela Recabarren.  En ese caso, el Juez podrá ordenar que el imputado no esté presente físicamente en la audiencia por razones de seguridad de orden público.

Está previsto que en la primera audiencia el Juez pida la asistencia de psicólogas del gabinete para brindarle contención a la madre de Talía, para el caso que fuera necesario. Si bien eso no está previsto en el Código Procesal, es una facultad que el Juez puede ejercer.

Tras declarar, la señora Recabarren no continuaría presenciando el juicio. Se debe a que su participación en el proceso judicial es en carácter de testigo. Los otros testimonios que continuarán los siguientes días serán médicos y policías de la instrucción. Es posible que en el transcurso del juicio se vayan produciendo modificaciones en la organización.

La Convención Americana de los Derechos Humanos, Ley 16.061, relativa a la Protección Integral de las Niñas, Niños y Adolescentes, establece que la Convención sobre los Derechos del Niño es de aplicación obligatoria en todo acto, decisión, o medida administrativa, judicial o de cualquier naturaleza que se adopte respecto de aquéllos.

Comentarios

Otras Noticias