Justicia

Escalofriante: "La Hiena Humana" confesó cómo asesinó a un taxista

Roberto Carmona es juzgado en Córdoba por el crimen de Javier Bocalón. En este juicio oral, estuvo encerrado en una cabina de vidrio.
jueves, 16 de mayo de 2024 10:44
jueves, 16 de mayo de 2024 10:44

El acusado Roberto Carmona, conocido como “La Hiena Humana”, confesó en el juicio oral cómo asesinó al taxista Javier Bocalón en diciembre de 2022 durante una fuga: "Lo agarré del cuello y le metí el cuchillo”.

Durante una de las audiencias Carmona, quien está encerrado en una cabina de vidrio para evitar cualquier movimiento que genere peligrosidad para los presentes en la sala, declaró frente al letrado y a los familiares de la víctima.

Fue el 13 de diciembre de 2022 cuando el acusado se fugaba de la policía, por lo que se subió a un taxi, conducido por Bocalón: “Me dio un vaso con agua y ahí le mentí diciendo que había que buscar a una prima. Era mentira, no existía”.

Mientras esperaban a la supuesta pasajera es que “La Hiena Humana” atacó por detrás a la víctima y detalló sin piedad: “Lo abracé, le puse la cuchilla en el cogote. Le entré un poco y le dije: ‘bajate porque te mato’. Él me dijo: ‘no me robes la herramienta de trabajo’ y yo le empecé a dar no sé cuántas puñaladas”.

Al mismo momento en el que el acusado relataba con crueldad el asesinato, el papá y la hermana del taxista sufrieron una crisis nerviosa: “¡Tenía nombre! ¡Javier Bocalón se llama!”.

Pese al escenario, el detenido, vigilado por guardias policiales, continuó con el crudo testimonio: “Se lo pedí con cortesía y no lo entendió. No sé cuántas puñaladas le di”.

“Choco porque los pies de él estaban en los pedales del auto y no me permitían manejar. Por distraerme sacando eso, que incluso creo que le meto una puñalada en la pierna, no estoy seguro. Choco intentando sacar los pies de él”, expuso.

Acerca de ese día, Carmona recordó que aquella tarde “perdió el norte” y “no pudo cumplir con el objetivo”, el cual no reveló. 

Por último, antes de finalizar su declaración, remarcó: “Como el delincuente que he sido toda mi vida me convertí en un maldito depredador. Como un hombre en el medio del mar, trata de mantenerse a flote a cualquier precio”.

Comentarios