Ciencia

Investigadores de La Plata desarrollaron un novedoso concentrador solar

Es capaz de abastecer de energía y calor a industrias y hasta pequeñas ciudades aprovechando la luz del Sol.
domingo, 06 de marzo de 2016 07:36
domingo, 06 de marzo de 2016 07:36
Un equipo de investigadores de la Universidad Nacional de La Plata trabaja en el diseño de un prototipo de concentrador solar térmico, con capacidad para abastecer de energía eléctrica y calor de proceso a pequeñas ciudades e industrias que lo requieran. Este desarrollo se lleva adelante en el Laboratorio de Óptica de la Facultad de Ciencias Astronómicas y Geofísicas de la UNLP.

El novedoso artefacto, trata de un  prototipo teórico, basado en el diseño de sistemas de torres solares donde un campo de espejos denominados heliostatos, se ubican en torno a una torre de 100 metros de altura. Los heliostatos siguen la trayectoria del sol y proyectan sobre la torre la energía recogida en el campo. Como fluido de transporte térmico se utilizan sales o aceites. Por otro lado, se analiza además la aplicación de sistemas de concentradores cilíndricos parabólicos, cumpliendo la misma función de transportar con un fluido térmico la energía concentrada.

Luis Martorelli, quien dirige el Laboratorio de Óptica Calibraciones y Ensayos de la Facultad de Ciencias Astronómicas y Geofísicas, y el Centro de Metrología y Calidad (CIC),  explicó al diario Hoy que: "estos estudios comenzaron a realizarse hace un par de años cuando la UNLP firmó un convenio con la Plataforma Solar de Almería del Centro de Investigaciones Energéticas y Medioambientales y tecnológicas de España”

Los dos sistemas son de suma importancia en la actualidad, ya que por primera vez y sin la necesidad de recurrir a  baterías, es posible almacenar energía en tanques de sales calientes, y utilizar el excedente de esa energía concentrada durante el día, para cubrir las demandas de consumo eléctrico por la noche. Según destacan los investigadores de la UNLP, estos sistemas de generación de energía eléctrica con alta concentración ya son utilizados en los países más desarrollados del mundo. Su carácter amigable con el medio ambiente garantiza muy bajos niveles de contaminación e impacto ambiental. Además ofrecen la gran ventaja comparativa de permitir almacenar energía para la noche. "Una de nuestras metas a futuro es poder construir el concentrador con materiales nacionales y poderlo instalar en alguna pequeña población del norte del país”, agregó Martorelli.

Comentarios