Investigación

Fernández sobre el arma en la casa de la mamá de Nisman: "coincido con Arroyo Salgado"

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, aseguró que Sara Garfunkel, madre de Alberto Nisman, debe explicar cómo llegó el arma del fiscal fallecido a su poder y aseguró que si "fuera fiscal ya habría ordenado detener" a la mujer.
jueves, 16 de abril de 2015 08:56
jueves, 16 de abril de 2015 08:56
El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, aseguró que Sara Garfunkel, madre de Alberto Nisman, debe explicar cómo llegó el arma del fiscal fallecido a su poder y aseguró que si "fuera fiscal ya habría ordenado detener" a la mujer.

"Si yo fuera fiscal, ya habría ordenado detener la madre y hubiera allanado esto hace 80 días, para ver qué sucedió. ¿Qué hace la pistola en manos de la madre? ¿Qué sabe? ¿Cuántas horas estuvo en el departamento? ¿Había una carta suicida del fiscal? La presencia de esta arma cambia el eje, debe ser la primera vez que coincido con Arroyo Salgado", indicó Fernández.

En su habitual contacto matutino con la prensa, el jefe de ministros sembró dudas sobre Garfunkel al indicar que "llama la atención que, aún estando el cuerpo de Nisman en la morgue, su madre fue al banco a abrir las cajas para llevarse todo".

"Legalmente lo podría hacer, pero llama la atención que haya abandonado el duelo de su hijo", sentenció.

Sandra Arroyo Salgado, la exesposa de Alberto Nisman, aseguró ayer que la incorporación a la causa del arma del fallecido fiscal que estaba en poder de su madre, Sara Garfunkel, "cambia todo" el escenario de la investigación, mientras que la fiscal Viviana Fein aseguró que el hecho "no modifica" la pesquisa.

"Entiendo que es un elemento importante porque si una persona tiene un arma registrada a su nombre y tiene miedo por él y sus hijas, en lugar de pedirle a otra persona, va y busca el arma que tiene hace tiempo registrada", dijo la jueza federal de San Isidro.

Horas más tarde, Fein le replicó: "El hallazgo no modifica la investigación. Tenemos que seguir investigando qué es lo que le pasó a Nisman".

El cruce de declaraciones entre la fiscal y la querellante vuelve a opacar aspectos elementales de la instrucción del caso. Ayer por la tarde Fein les avisó a sus colaboradores que tiene la intención de volver a citar todos los efectivos a cargo de la custodia de Nisman.

Esta nueva ronda de testimoniales será acompañada por una serie de pesquisas. Una de éstas tendrá por objetivo el arma hallada en el domicilio de Garfunkel.

En los próximos días, Fein espera novedades sobre la pericia realizada en la c omputadora personal de Nisman. Es elemental para el curso del expediente revelar si, como alega Arroyo Salgado, la computadora se encendió horas después de la muerte del fiscal.

Esfuerzos
Estas cuestiones son las que por estas horas demandan los mayores esfuerzos de Fein, quien ayer explicaba que la trama financiera del caso, originada por la existencia de una cuenta en un banco de Estados Unidos, excede a su objeto procesal y espera que esa subtrama termine de desembarcar en el juzgado federal deRodolfo Canicoba Corral.

El juez libró ayer un exhorto por cuenta bancaria a nombre del técnico Diego Lagormarsino y familiares del fiscal. Canicoba busca determinar la existencia de esa cuenta en el banco estadounidense Merrill Lynch. Canicoba hizo lugar a medidas de prueba pedidas por el fiscal del caso, Juan Pedro Zoni, quien impulsó la denuncia presentada por la Unidad de Información Financiera al conocerse la existencia de la cuenta bancaria.

En la reserva de su despacho la fiscal está convencida de que el resultado de esa investigación terminará con novedades incómodas para la familia del exfiscal.

Comentario
La relación con Arroyo Salgado ya se presenta como irremontable. Durante la última semana, Fein recordó en diversas ocasiones que en todos sus años de carrera al frente de la fiscalía nunca fue recusada. Su comentario recurrente, desde hace una semana, es que ella podría haberse apartado del caso alegando violencia moral, especialmente tras las críticas del oficialismo, pero que decidió continuar con la investigación.

Ayer personal de la Policía Metropolitana y de Prefectura desarrollaron un peritaje en la camioneta de Nisman.

Con el objetivo de verificar qué movimientos realizó el fallecido funcionario durante los días previos al deceso, la jueza Fabiana Palmaghini ordenó analizar el GPS de su camioneta. 

Se trata de un vehículo Audi que estaba estacionado en dependencias del complejo de edificios de las torres Le Parc, en Puerto Madero, desde el 19 de enero, cuando fue encontrado muerto Nisman en el baño de su departamento. 

La camioneta permaneció casi tres meses en el estacionamiento sin que, en apariencia, nadie la haya movido de lugar ni peritado, aunque a través del sistema de navegación satelital se podrían comprobar los movimientos de Nisman.

Fuente: Ámbito

Comentarios