Lamentable

La imagen del Papa Francisco estuvo censurada en Aerolíneas Argentinas

Carlos Manzi de la revista contó que en los 23 años de vida de la revista nunca le pasó esto. 'Cuando eligieron a Bergoglio como Papa, queríamos publicarlo porque era importante. Se nos prohibió', indicó.
lunes, 14 de diciembre de 2015 10:20
lunes, 14 de diciembre de 2015 10:20
Desde que Aerolíneas Argentinas quedó en manos del gobierno kirchnerista, la figura de monseñor Bergoglio, primero, y luego Papa Francisco estaba prohibida en la revista Alta que se distribuye con estos vuelos. Así lo confirmó su director, el publicista Carlos Manzi quien indicó que además estaba censurada la imagen y voz de Mirtha Legrand y Susana Gimenez, entre otros. 

"Me pasó lo que nunca en estos 23 años: había una restricción de lo que se publicaba; no teníamos libertad de expresión. Tuvimos que asumir ese hecho para cuidar las fuentes de trabajo y lo inestable de la relación con Aerolíneas", explicó Manzi a Infobae quien luego subrayó que la censura no solo se daba con la imagen de las figuras públicas de la TV como Legrand y Giménez. Pero tampoco podía publicarse "información sobre la Ciudad de Buenos Aires (donde Mauricio Macri era jefe de Gobierno) ni avisos publicitarios de Tigre (municipio vinculado a Sergio Massa)".

El Papa Franciso
El caso del Papa Francisco es clave en lo que vivió la revista Alta. Es que hubo un antes y un después a la visita presidencial de Cristina Fernández de Kirchner al Vaticano. "Cuando eligieron a Jorge Bergoglio como Papa, queríamos publicarlo porque era importante. Se nos prohibió. Todo cambió cuando la Presidente (Cristina Kirchner) entregó unos mates al Sumo Pontífice y ahí se nos indicó que debíamos hacer una nota", agregó.

"Tenemos 35 años en el mercado de las comunicaciones, una trayectoria seria. Hace 23 años que hacemos la revista de Aerolíneas Argentinas, hemos cambiado seis presidentes y la seguimos haciendo por méritos. Fuimos premiados como una de las mejores revistas de América Latina, poniéndonos al nivel de publicaciones de los EEUU y Europa", recordó Manzi antes de explicar que la decisión de censurar publicidad afectó a la editorial: "La fuente de ingreso de la revista son los avisos; la revista no le cuesta un peso a la compañía. Incluso, se le otorga un canon a la empresa por distribuirla".

Comentarios