Paros

De la Sota duro con los gremios: pidió que se detengan "las extorsiones"

Luego de que el transporte público de Córdoba quedara paralizado por un reclamo salarial, el gobernador expresó su malestar y criticó a los empresarios: 'Dejen de especular para que el Gobierno ponga plata'
domingo, 22 de diciembre de 2013 13:19
domingo, 22 de diciembre de 2013 13:19
El gobernador de Córdoba, José Manuel De la Sota, aseguró que "abusar del derecho de huelga, en servicios públicos esenciales como seguridad, salud pública y transporte de pasajeros, es antidemocrático".

A comienzos de diciembre, la protesta de la Policía de Córdoba, que se autoacuarteló, derivó en una serie de saqueos a comercios, y el mecanismo de protesta se extendió luego a casi todas las provincias del país.

Casi un mes después de la revuelta policial, De la Sota indicó: "No admitimos más una negociación con medida de fuerza. Basta de apriete y extorsión", sentenció el mandatario, en referencia al reciente paro del transporte interurbano.

El descargo del cordobés se dio en el marco de un paro de actividades de la Asociación de Empresarios del Transporte Automotor de Córdoba (ASETAC), Federación de Empresarios del Transporte Automotor de Córdoba (FETAP) y la Asociación Obrera de la Industria del Transporte Automotor (AOITA) que dejó a la provincia sin transporte público.

"No se puede seguir negociando así, en paro. Negociar cuando hay un paro decretado es un apriete, una extorsión. No pueden actuar de esta manera, abandonando el diálogo. Los policías no pueden hacer paro, porque los delincuentes no lo hacen; los médicos no pueden hacer medidas de fuerza, porque la gente se muere. El derecho constitucional de huelga no significa huelga salvaje", criticó el gobernador a los choferes, aunque el mensaje también fue extensivo para el resto de los trabajadores de la provincia.

Durante la jornada, De la Sota intervino en el conflicto entre los choferes y las cámaras empresarias, quienes otorgaron un 28 por ciento de aumento.

A pesar de la resolución, el gobernador no ocultó su malestar, y recriminó a los empresario del transporte: "Dejen de especular para que el Gobierno siga poniendo plata en resolver una situación que no pueden solucionar".

Además, advirtió: "Si FETAP y ASETAC no sacan sus ómnibus y reinician ya los servicios, perderán los permisos precarios y buscaremos empresas reemplazantes", había advertido el mandatario desde la red social de los 140 caracteres.

Durante la huelga, según informa La Voz, las empresas nucleadas en FETAP y ASETAC enviaron al menos 130 telegramos de despido, que quedaron sin efecto tras el acuerdo.

Comentarios