Búsqueda desesperada

Con 291 desaparecidos tras el naufragio de un crucero, Corea del Sur teme su peor tragedia en años

Se teme que quedaron atrapados por la gigantesca estructura. Hace décadas que el país no vivía una desgracia semejante.
miércoles, 16 de abril de 2014 20:10
miércoles, 16 de abril de 2014 20:10
Con el correr de las horas, se apagan las esperanzas de encontrar con vida a los 291 desaparecidos tras el naufragio de un crucero con estudiantes secundarios en Corea del Sur. Se teme que quedaron atrapados en la nave y con ello, el peor final. 
 
Al menos cuatro personas murieron y 291 continúan desaparecidas varias horas después de que naufragara un crucero en el que viajaban 459 personas.

Dos de las víctimas fatales son un estudiante y una mujer de 27 años que formaba parte de la tripulación, informaron las autoridades surcoreanas, que enfrentan el mayor desastre marítimo del país en más de 20 años.

Mientras tanto, los equipos de rescate admitieron que "es muy difícil que hayan sobrevivido" las personas que todavía , si bien oficialmente sólo han confirmado cuatro muertes y 164 rescatados.

"Me temo que hay pocas posibilidades de encontrar en vida a los que todavía están atrapados dentro", dijo Cho Yang-Bok, un responsable de las tareas de rescate a la cadena YTN.

La temperatura del agua, de doce grados, y la profundidad en esa zona hace muy difícil encontrar a más víctimas con vida, señaló el diario The Korea Herald. Además, la guardia costera teme que muchos se quedaran atrapados dentro de la embarcación.

El pesimismo no frena a los equipos de rescate. Mientras avanza la noche, los buceadores, entre ellos un equipo de las fuerzas especiales surcoreanas, siguen inspeccionando el barco de varias cubiertas con la ayuda de grandes focos para encontrar sobrevivientes.

El buque Sewol volcó y se hundió cerca de la isla de Byungpoong apenas dos horas después del envío de la primera señal de socorro a las 9 de la mañana local (22 del martes en la Argentina) para informar que había comenzado a inclinarse hacia uno de sus costados.

Al recibir la señal, los equipos de rescate movilizaron embarcaciones y helicópteros para evacuar a los pasajeros, aunque el hundimiento se produjo más rápido de lo que se estimó en un principio.

El barco se inclinó primero más de 45 grados, luego volcó casi por completo y sólo una pequeña parte quedó fuera del agua, según las imágenes difundidas en televisión.

El crucero se dirigía a la isla turística sureña de Jeju, un complejo turístico muy popular en ese país, adonde viajaban más de 300 estudiantes de una escuela de secundaria de Ansan, una ciudad en el sur de Seúl, por una travesía de cuatro días.

La causa más probable del siniestro, según los testimonios, pudo ser la colisión del barco con un arrecife submarino.

Noticieros locales mostraron imágenes aéreas de los pasajeros con chalecos salvavidas en botes inflables huyendo del ferry. Algunos bajaban deslizándose por el casco del barco totalmente inclinado mientras otros eran rescatados por pequeños botes de pescadores.

Muchas personas fueron rescatadas por barcos de pesca y buques mercantes que estaban en la zona antes de que llegaran los guardacostas y que levantaron a aquellas personas que se habían tirado del crucero para salvarse.

También participaron en el rescate buceadores y fuerzas especiales de la marina surcoreana, explicó el viceministro. "Hay mucho barro en el agua y la visibilidad es muy escasa", explicó.

Las autoridades temen que muchos hayan quedado atrapados dentro del barco, lo que en el peor de los casos podría causar la mayor tragedia humana en años en el país asiático y el más grave accidente naval desde que en 1993 se produjera un naufragio en la costa oeste con 300 muertos.

 

Fuente: La Nación

Comentarios