Ola de frío

Un preso en Estados Unidos se escapó de la prisión pero se entregó para no morir de frío

Robert Vick logró escapar de una prisión en Kentucky, pero el frío polar que azota Estados Unidos lo obligó a entregarse: 'Soy el que se escapó, llamen a la policía', dijo al borde del congelamiento.
miércoles, 08 de enero de 2014 19:39
miércoles, 08 de enero de 2014 19:39
La ola de frío polar que azota Estados Unidos tuvo esta semana un efecto inesperado: un preso que se había escapado el fin de semana de una cárcel de Kentucky se entregó a las autoridades porque no podía soportar las bajas temperaturas que azotan la zona.

Según informó los investigadores, el reo se escapó de un penal el domingo y sólo un día después, en el punto álgido del vórtice polar que congela gran parte de América del Norte, el hombre se dirigió a la recepción de un hotel y pidió que llamaran a la policía.

 

La portavoz de la policía de Lexington, Sherelle Roberts, aseguró que el recluso, Robert Vick, le dijo al recepcionista que quería entregarse a la policía para escapar del frío ártico.

"Soy el que se escapó"

En el momento en que se entregó, en Lexington hacían unos -27 grados centígrados y el recluso de 42 años vestía unos vaqueros desgarrados y un suéter color caqui que le dieron en prisión, informa el diario Los Angeles Times.El hombre se había escapado la noche anterior del penal Blackburn Correctional Complex, a unos cinco kilómetros del hotel.

Según le precisó el recepcionista del complejo hotelero a Los Angeles Times, el hombre fue muy educado pero estaba alterado y temblaba del frío cuando llamó a su puerta.

"Cuando contesté me dijo: 'Llama a la policía por mí,' y al observarlo un poco atontado, me dijo: 'Bueno, soy el que se escapó de Blackburn' ", informó el recepcionista. "Me dijo: 'tengo que entregarme, estoy a punto de morir por congelación', agregó. Cuando se escapó, Vick cumplía una condena de seis años por robo, posesión criminal y documentación falsa.

Fuente: La Nación

Comentarios

Otras Noticias