Crítico

A partir del encarecimiento del crédito, las Pymes industriales viven un "ahogo financiero"

La CAME dijo que observan 'recortes agresivos en todas las líneas de financiamiento bancario, principalmente en descuentos de documentos y adelantos en cuentas corrientes'.
lunes, 10 de febrero de 2014 10:10
lunes, 10 de febrero de 2014 10:10

De manera contundente. Así se expresó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) quien explicó que el sector ve con una gran preocupación cómo se agrava la situación financiera de las Pymes, sobre todo en el rubro industrial. 

"Las dificultades financieras de las Pymes y la política ortodoxa que lleva adelante el Banco Central repercuten en la inversión y el consumo, poniendo en riesgo el crecimiento y bienestar de la Argentina. Resulta urgente buscar soluciones para evitar que estas problemáticas se prolonguen o agraven", señalaron desde la CAME según publica Infobae, y publicaron una lista con los problemas financieros que padecen esas empresas.

Además de hablar de "suspensión de las líneas de crédito bancario destinadas al sector productivo", la CAME dijo que observan "recortes agresivos en todas las líneas de financiamiento bancario, principalmente en descuentos de documentos y adelantos en cuentas corrientes, que son las más utilizadas por la industria Pyme".

Observan que se produjo en las últimas semanas un "fuerte incremento" de las tasas de interés de todas las modalidades: "Por descuentos de documentos y cheques los bancos llegan a cobrar más del 40% anual y fuera del circuito financiero las tasas no bajan del 70%-80% anual".

A ese panorama, dijo la CAME, debe sumarse el "acortamiento de los plazos para descuentos de cheques y exigencia de mayor calidad en los valores que se toman. Los bancos piden cheques de primera línea y aún así las tasas llegan al 40% anual".

Esa situación lleva a cambiar cheques fuera del "sistema financiero formal, donde las tasas son abusivas". Incluso, denunciaron que los bancos de la Ciudad no aceptan los emitidos por entidades de otras provincias.

La CAME mencionó que desapareció el crédito de proveedores, que "exigen el pago anticipado o contra entrega de mercaderías. Antes se pagaba a plazos de 15, 30, 60 o hasta 90 días".

La entidad recordó que muchos insumos fueron dolarizados y que las "proveedoras entregan los productos solo con remito, sin emitir la factura" y por ello las Pymes desconocen el valor final del bien adquirido.

Las restricciones financieras para realizar pagos sobre las importaciones generan "serias dificultades para comprar en el exterior insumos, partes, piezas y bienes de capital necesarios para la producción", remató la CAME.

 

Fuente: Infobae

Comentarios